Contra un transporte cada vez menos público

EN LA CALLE / El metro y el autobús de la ciudad de Madrid es cada vez más caro y ofrece menos servicios. Además, se ha convertido en un escondite para las redadas racistas. Contra ello, para devolver a los ciudadanos lo que es suyo, nace la Plataforma Madrid en Transporte Público

Menos por más. Eso es lo que hace el Transporte Público de Madrid. Ofrecer cada vez menos servicios y menos frecuencia por más dinero. Y más tiempos de espera. Las cifras hablan por sí solas: sólo en 2013, el metro y el autobús de la capital subieron una media del 4,75%, a pesar de que la Consejería había anunciado que el aumento sería de un 3%. Y estas subidas no son nada nuevo: en los últimos cinco años, el precio del Abono Transporte A ha subido un 20%, hasta los 54,60 euros.

De esta forma, los madrileños se convierten en los españoles que más pagan por viajar en transporte público. Según un estudio de la Organización de Consumidores y Usuarios OCU, los billetes han subido una media del 8,1%, porcentaje que triplica la inflación del cierre del año anterior.

El sentido común invitaría a pensar que este aumento de los precios ha venido acompañado de una mejora de los servicios. Nada más lejos de la realidad. De hecho, el pasado mes de octubre empezaba con una mala noticia para los madrileños: desaparecían los búhoa, esos autobuses nocturnos que hacían el recorrido de las diferentes líneas de metro cuando volver a casa era una tarea casi imposible por la falta de transporte. Y entre los meses de octubre y noviembre, la Empresa Municipal de Transportes, la EMT, ha recortado el servicio en más de 30 líneas de autobús.

Las administraciones madrileñas achacan estos movimientos a una reducción en los ingresos. Sin embargo, en 2012 fueron similares a los de 2007. Y el Consorcio Regional de Transportes de Madrid prevé recaudar más dinero en 2013 pese a realizarse menos trayectos. También aseguran que la demanda ha descendido un 12% desde 2008. Consecuencias de hacer un transporte público inaccesible.

Junto con el alto precio y sus cada vez menos servicios, el transporte público madrileño se caracteriza por ser unescondite para los controles racistasMás de las tres cuartas partes de estos controles ilegales se realizan en accesos, pasillos y vagones de metro, Renfe y estaciones de autobús.

 La calle salta a la acción

Ante esta situación, los ciudadanos se han unido para decir basta. Para recordar a las administraciones que no son meros clientes del transporte, sino que son sus dueños. Dueños de un transporte que, tanto público, pertenecen a toda la sociedad.

Se trata de la Plataforma Madrid en Transporte Público, desde donde recuerdan el derecho a la movilidad. Algo que en una ciudad como Madrid es claramente importante y que está vinculado a otros derechos básicos como el del trabajo.”Madrid es una ciudad que nos obliga a movernos. En el caso de los trabajadores, el transporte supone una parte cada vez mayor de los salarios; y para los desempleados, el tarifazo supone mñas trabas para su ocupación principal de buscar trabajo”, explican desde la Plataforma antes de añadir: “se criminaliza al parado, tachándole de vago, y sólo se le ponen obstáculos para esa búsqueda de trabajo”.

Pero no es el único derecho básico que obstaculizan las tarifas cada vez mayores de metro y autobús: “los estudiantes ven acompañada la subida de tasas de sus matrículas universitarias una subida del transporte púbñico, imprescindible para ellos”.

 Esta plataforma es un nuevo colectivo que surge con las ideas claras y con unas peticiones concretas: que la propiedad y la gestión del transporte público sea realmente público, que se amplíe el abono joven hasta los 30 años y la creación de un abono gratuito para desempleados, niños menores de 13 años y familias con ingresos más bajos. Pero no sólo eso: también piden que se recuperen vehículos y frecuencias, acceso al metro que han sido cerrados, líneas suprimidas y que acceder a servicios públicos esenciales como hospitales y centros educativos sea más fácil.

Todo con el objetivo de impedir algo que parece ya intuirse: el intento de las administraciones públicas madrileñas de privatizar el transporte público. De convertir, una vez más, en suyo lo que es de todos.

Fuente: <a href=”http://bit.ly/I2UIiz”>Catodia</a&gt;

 

Anuncios

2 pensamientos en “Contra un transporte cada vez menos público

  1. Pingback: Resumen comunicaciones Asamblea Popular 15M Villa de Vallecas Del 18 al 24 de noviembre del 2013 | Asamblea Popular 15M Villa de Vallecas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s